Jane Campion

El 15 de septiembre de 1894 nace en Paris, Francia, el gran director cinematográfico, Jean Renoir. Además de director fue guionista y actor. Fue el segundo hijo del famoso pintor impresionista Pierre-Auguste Renoir. Sus películas, que durante mucho tiempo fueron incomprendidas, aparecen hoy en día como obras clave dentro del desarrollo de la historia del cine francés entre 1930 y 1950, antes de que se iniciara en Francia la Nouvelle vague.

a

Su infancia

Pasó su niñez entre la casa de la familia en París y una finca en el sur de Francia, donde tuvo un constante contacto y amor por la naturaleza. A la edad de cinco años, se interesó en el teatro de títeres y más tarde se encontró con los libros de aventuras de Alejandro Dumas, como: “Los tres mosqueteros” y “La Tour de Nesle”, entre otros. Estudió filosofía y matemáticas en la Universidad de Aix-en-Provence, antes de unirse en 1913 a la caballería. Durante la Primera Guerra Mundial sirvió como teniente segundo de infantería con la de los Alpes y un piloto. Fue herido dos veces y una bala en un muslo lo dejó con una leve cojera permanente.

Sus primeros films

En 1920, se casó con una de las modelos de su padre, Andrée Heuchling y cuatro años mas tarde estrenó su primer su primer largometraje, “La Fille de l'eau”, (La hija del agua), una fábula bucólica con estética impresionista, en el que participan su joven esposa, que había adoptado el pseudónimo de Catherine Hessling, y su hermano mayor, Pierre Renoir. La pobre acogida que tuvo a la película no desanimó al cineasta, que poco después se aventurará en una costosa producción, “Nana”, basada en la novela homónima de Émile Zola, en 1926. Para financiarla tuvo que vender algunos de los lienzos de su padre que había heredado. Más adelante realizó una serie de películas de inspiración diversa, como: “La Petite Marchande d'allumettes”, basada en el relato de Hans-Christian Andersen de 1928, “Tire-au-flanc”, comedia militar de 1928, “On purge Bébé”, basado en Georges Feydeau, pero que no impresionaron  al público.

a             a

Pero sin duda, “La Chienne”, (La Golfa) de 1931, marcó un cambio en la obra de Jean Renoir. Es una de las primeras películas sonoras, adaptada partiendo de una novela de Georges de La Fouchardière y le dio a Michel Simon, su protagonista, uno de sus mejores papeles, el de un pequeño burgués celoso, asesino y torpe. Luego Renoir dirigirá una serie impresionista de obras maestras: “Boudou salvado de las aguas”, “El crimen de Monsieur Lange”, “Una partida de campo”, en la que su sobrino Claude Renoir es el autor de la fotografía, y “Los bajos fondos”, con Louis Jouvet de 1936. Estas películas, con una dimensión abiertamente política, abrirán el camino al neorrealismo italiano. Antes de la Segunda Guerra Mundial, Jean Renoir trató de promover un mensaje de paz con “La gran ilusión”, en la que participaron su padre espiritual Erich von Stroheim y Jean Gabin. Mas tarde, en “La regla del juego”, previó el desmoronamiento de los valores humanistas trazando un cuadro, sobre las costumbres de la sociedad francesa.

a           a


Hacia América

Exiliado en los Estados Unidos desde 1940, se adaptó difícilmente al universo de Hollywood, y dirigió, a pesar de todo, algunas películas por encargo, como “Esta tierra es mía”, con Charles Laughton en 1943 o “Salute to France” en 1944. Adoptó la nacionalidad estadounidense e hizo algunas adaptaciones literarias como: “Memorias de una doncella” en 1946. En el 51 viajó a la India para rodar “El río”, película en color, contemplativa y serena, con un humanismo a veces desencantado. Esta película dejó una importante influencia en el propio cine hindú.

a              a
             Filmación de “El Río” en la India.

De vuelta a Europa a principios de los años 1950, Renoir rodará “Le Carrosse d'or”, película que relata la vida de un grupo de cómicos italianos que llega al Perú en el siglo XVIII. También filmaría “French Cancan” y “Elena y los hombres”, con Ingrid Bergman y Jean Marais. Lamentablemente se fue encontrando cada vez con mayores dificultades para producir sus películas y se dedicó a la televisión, filmando “Le Petit Théâtre de Jean Renoir” y “Le Testament du Docteur Cordelier”. También se dedicó con gran empeño a la escritura, publicando un libro sobre su padre llamado “Renoir, mi padre” (1962), su autobiografía, “Mi vida y mis películas” (1974), un ensayo, algunas obras de teatro  y varias novelas como “Los Cuadernos del capitán Georges” de 1966  y “El crimen del inglés” de 1979.

a           aa
                    Junto a Ingrid Bergman en
                       “Elena y los hombres””

En 1970, se retiró y se fue a vivir a Beverly Hills. Recibió un Oscar honorífico por su trayectoria en 1975, en 1977 fue nombrado caballero de la Legión de Honor francesa y falleció en Beverly Hills, California, el 12 de febrero de 1979, a la edad de 85 años.